DJ-PRODUCCIÓN MUSICAL

Cómo convertir un loop de batería en un drum kit

En la Producción de música electrónica existen numerosas ventajas relacionadas con el formato y el flujo de trabajo, y es que el soporte digital da mucho de sí y nos permite trabajar con cualquier tipo de sonido, venga de donde venga y adaptarlo a nuestro objetivo, siempre que tengamos los medios necesarios para ello.

Ahora bien, también trae consigo una serie de inconvenientes que en casos concretos puede sacar de quicio a más de un productor musical. La búsqueda se samples, por ejemplo, no es fácil por la cantidad que encontramos en internet y tener tantos a nuestra disposición, no es siempre lo más acertado.

Por ejemplo, en una situación en que tenemos un loop de batería que casa perfectamente con un tramo de nuestra canción, pero no nos gusta como queda en el resto de las barras que componen la pista, tenemos que buscar el sample que nos convenga y que funcione. Los motivos pueden ser muy variados, por ejemplo un cambio de ritmos o de emoción que queremos transmitir, pero sea como sea, necesitamos encontrar un bombo, un kick o una percusión diferente para esos tramos.


Para no gastar tiempo en la búsqueda de nuevos samples, podemos aprender a trabajar en ese loop que tanto nos gusta para convertirlo en algo diferente y transmita una energía distinta que sea lo que buscamos antes o después en nuestra pista. Para ello, lo primero es convertir ese loop en samples individuales que corresponden a cada golpe de percusión. Esto es relativamente sencillo de hacer en la mayoría de DAW, como Logic o Ableton Live, donde podemos seleccionar el loop y utilizar la opción de cortar en las transiciones.

De esta forma tendremos cada “hit” de batería en un bloque independiente y aislado, sin embargo, un buen productor musical sabe que si es un loop de batería completo tendrá ruidos como “pops” y “clicks” en cada corte. Para arreglarlo, añadiremos un fade en el panel “región” de Logic Pro X a un valor entre 67 y 72 y haremos un bounce del resultado poniéndolo en el track.

Llegados a este punto, es posible que el loop no suene perfectamente y tengamos que repetir el proceso de cortar en las transiciones y, esta vez, convertir los golpes de percusión a samplers dando botón derecho y seleccionando la nota que deseemos. Ahora tendremos los samplers listos para utilizar en nuestro teclado y podremos crear nuevas combinaciones, loops y pasajes completos.


Gracias al fade que aplicamos previamente, tendremos unos samplers limpios que, además, podremos editar.

En Ableton Live, se puede conseguir de la misma forma, incluso de una manera más efectiva porque no necesitaremos aplicar ningún fade. Ableton crea un Rack de batería con todos los sonidos y es una herramienta muy optimizada.

Aquí tenéis un vídeo que explica perfectamente el proceso que os hemos explicado: